Hazlitt retoma la Teoría General línea por línea y párrafo por párrafo, descubriendo decenas de errores en casi todas las páginas. No sólo asesina a Keynes; él además secciona el cadáver en pequeños pedazos y estampa cada uno sobre la tierra. El desempeño es impresionante, magistral, irrefutable — y un poco espeluznante. A veces uno hasta casi siente lástima por la víctima. Pero, dado que las doctrinas keynesianas han creado tanta miseria en el mundo, cualquier simpatía es errónea. El trabajo de Hazlitt tenía que ser realizado.

Los errores de la 'Nueva Economía'

22,90 €Precio
Edición

    PDF GRATIS

    SOBRE EL ANARCOCAPITALISMO EBOOK.jpg